EL LUGAR DE LA CONFIANZA EN LA CADENA DE BLOQUES

Por Leopoldo Bebchuk

(Universidad de Buenos Aires)

PDF Nota completa

 

Introducción

La tecnología de cadena de bloques introducida por Nakamoto (Satoshi Nakamoto, 2008) al desarrollar Bitcoin permitió una nueva forma de almacenar información, que es a la vez distribuida, segura y robusta, a cambio de ser también altamente redundante. En pocas palabras, Bitcoin y su cadena de bloques habilitan un medio de pago que es gestionado colectivamente por una red de computadoras, que pueden tomar dos roles: mineros y nodos. Los mineros validan las transacciones y los nodos almacenan la base de datos de las mismas. Este sistema se presentó desde un primer momento como una tecnología trustless. Si bien el documento original de Nakamoto no menciona específicamente ese término, sí alude a él como uno de los pilares de la propuesta:

“Lo que se necesita es un sistema de pago electrónico basado en la prueba criptográfica en lugar de la confianza, que permita a dos partes dispuestas a realizar transacciones directamente entre sí sin necesidad de un tercero de confianza” (Satoshi Nakamoto, 2008, p. 1)

La proliferación de los sistemas basados en esta tecnología y las narrativas que guían a sus desarrolladores suscitan una gran cantidad de debates filosóficos y políticos entre diversas posturas al respecto. Voy a clasificarlas muy esquemáticamente en distintos grupos y mencionar las afinidades y diferencias que tienen unos con otros.

Bebchuk (nov 2022)

Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *